¿Es difícil cortar las uñas de mi gato en casa?

¿Es difícil cortar las uñas de mi gato en casa?

¿Es difícil cortar las uñas de mi gato en casa?

Las uñas de los gatos son muy largas y afiladas para poder defenderse, aferrarse a superficies verticales y trepar. Cuando un gato vive dentro de un apartamento, esta característica deja de ser útil para convertirse en un problema, pues le permite trepar por las cortinas, agujerear los tapizados o dejarte una fea marca en la piel si te araña.

Una solución muy simple para este problema es mantener las uñas de tu gato cortas. El procedimiento es sencillo y no resulta doloroso, de modo que si le acostumbras desde pequeño, no te será difícil hacerlo tú mismo. Así te evitarás unos cuantos paseos hasta el veterinario, cosa que los gatos no disfrutan, y además ahorrarás bastante dinero.

Si tu gato continúa arañando aún después de haberle cortado las uñas, puedes probar con los capuchones postizos. Son muy cómodos, livianos, fáciles de poner y resultan geniales para proteger los muebles y tapizados.

Lo único que necesitas es un cortauñas para gatos bien afilado y un poco de paciencia. Comienza siempre con suavidad para que el gato no se asuste con el procedimiento. A continuación te daremos los pasos a seguir, que te llevarán más o menos tiempo según la personalidad de tu mascota.

Primero deberás conseguir que el gato se familiarice con la tijera para cortar uñas. Para eso solo muéstrasela sin hacer nada o déjala a su lado para que la huela y luego le das una golosina. Juega con sus manos y pies exponiendo las uñas con suavidad, pero solo para lograr que se acostumbre a este tipo de contacto, sin hacerle nada hasta que ya no le moleste. No es necesario apretar mucho los dedos para que la uña se exponga, practica hasta que consigas hacerlo con una mínima presión. Siempre ayuda tener una golosina o un buen juguete a mano como premio.

Luego puedes pasar al primer corte. Busca un momento en que el gato esté tranquilo y relajado. Mira la fotografía para saber donde debes cortar; solo puedes quitar la punta de la uña sin tocar jamás la parte que se ve rosada, pues es el vaso sanguíneo. No solo sangrará, sino que además le dolerá si lo cortas y te será más difícil que te deje hacerlo la próxima vez. Te conviene tener a mano un polvo cauterizante para ayudarte a detener la hemorragia por si sangra (es muy pequeña pero a veces tarda unos minutos en parar).

Toma el dedo del gato entre tus dedos pulgar e índice y presiona ligeramente para empujar la uña hacia delante hasta que se exponga. Coloca el cortauñas en posición (¡con confianza, es muy sencillo!). El corte se hace con un movimiento rápido y seguro de las tijeras, y luego una caricia. Repite lo mismo para cada dedo (son 5 en las manos y 4 en las patas traseras). Usualmente las garras traseras son más cortas y menos filosas que las delanteras y en muchos casos ni siquiera hace falta cortarlas.

Si el gato se muestra nervioso, déjalo descansar y continúa en otro momento. Evita forcejear con él porque le crearás aversión al corte de uñas. Recuerda que deberás repetir el procedimiento cada 3 o 4 semanas para mantener las uñas bien acicaladas.

Dra. Isabel Iglesias

Artículos relacionados:

8 de Comentarios en este Artículo

  1. Tengo tres gatos, los dos machos se dejan cortar, pero la gata es imposible, se vuelve loca, le agarra un ataque cada vez que ve la tijera o el corta uñas, los empieza a cachetear.

    Responder
  2. Jenny Gàndara

    muchas gracias x las indicaciones ya le compre un corta uñas para gatitos y le cortarè ya lo habia hecho antes pe da un poco de susto que le duela o lastimarle ..

    Responder
    • isabeliglesias

      Hola Jenny, no es difícil una vez que hayas practicado un poco. Te sugiero que las dejes un poco más largas al principio, así no te equivocarás. Ánimo!

      Responder
  3. gracias no me animo a hacerlo pero lo voy a llevar al vete ,tengo 5 y me dejan los muebles y cortinas hechos jirones

    Responder
  4. Cuando he tenido gato les cortaba sus uñitas cuando dormían…solían hacerlo tan profundo que no se daban cuenta cuando se las cortaba. Además, se las limaba muy suavemente, como una caricia.

    Responder
  5. muchas gracias !! me ayudo bastante …muy claro y buenas indicaciones FELICITACIONES !!

    Responder

Dejar un Comentario

¿Necesitas hacer una consulta veterinaria? Recuerda que tu veterinario de confianza es siempre el mejor profesional para ayudarte con la salud y el cuidado de tu mascota. Pero, desde Tiendanimal siempre queremos ofrecerte lo mejor y para eso contamos con un equipo de especialistas que te asesorarán a través del Servicio de Consultas Veterinarias de nuestra web.