La nutrición de una chinchilla. ¿Qué maderas son seguras para darles?

,

En nuestros anteriores artículos hemos hablado acerca de las chuches o golosinas que son seguras, de las que hay que dar con moderación y las que son prohibidas para nuestras chinchillas.

Ahora hablaremos un poco acerca de las maderas que pueden ingerir. Recordemos que las chinchillas, al pertenecer al orden de los roedores, necesitan desgastar sus dientes ya que estos les crecen durante toda su vida; por eso debemos poner especial cuidado en buscar productos que les ayuden a desgastarlos. Además, resulta un fácil y barato entretenimiento para ellas.

Maderas seguras para nuestras chinchillas

Ramas de árboles frutales. Se les puede administrar una ramita seca todos los días de árboles cuyos frutos tengan semillas, como el manzano o el peral; evitemos árboles como el cerezo y el ciruelo. También se les puede dar álamo, olmo, avellano, o las ramas de las moras, las ramas del árbol de frambuesas (son ricas en minerales, vitaminas A y C y en fibra, y las hace buenas para los problemas intestinales), el madroño y el pino. Las maderas de pino que solemos encontrar en las tiendas suelen ser de pino silvestre. Debemos tener cuidado con las maderas de pino porque la resina es tóxica, al igual que otras variedades de pino que no son el silvestre. Las piñas de pino silvestre son aptas para las chinchillas; sin embargo, debemos revisar que no contengan resina, hervirlas y secarlas antes de dárselas. No se les puede dar recién cortadas, desde luego.

Maderas peligrosas/prohibidas para las chinchillas

Todas las maderas cuyo fruto tenga una sola semilla de cáscara dura son peligrosas. Como ejemplo tenemos el melocotonero, el cerezo, el ciruelo, el almendro, el castaño, el nogal… También hay que tener cuidado con algunas otras maderas, frutos, cortezas o flores como los del haya, abedul, saúco, abeto, enebro, arce, roble, sicomoro, tejo, etc. Y, por supuesto, quedan prohibidas las maderas de cítricos como el limonero o el naranjo.

Algunos últimos puntos extras para recordar

A una chinchilla enferma nunca se le debe dar ninguna golosina hasta que esté totalmente recuperada. Su sistema digestivo ya estará bajo una gran tensión en su lucha contra la enfermedad y darle chuches y golosinas solamente la pondrá peor.

Algunos alimentos son seguros para las chinchillas en gestación y/o lactancia, pero si se agrega algún suplemento deberá ser siempre bajo la supervisión de un veterinario para garantizar el correcto desarrollo de los fetos nonatos.

Si se le ofrece alguna cosa a chinchillas con problemas de salud permanente, debemos estar seguros de que estas golosinas no causarán más daños. Dependiendo de la enfermedad, el veterinario determinará qué es lo que se le puede ofrecer.

Por último, también debemos tener en cuenta que antes de ofrecer cualquier producto nuevo a una chinchilla hay que mantener en todo momento un principio de precaución, ya que todas las chinchillas son diferentes y, al igual que los seres humanos, pueden presentar reacciones alérgicas a determinados productos o sustancias en particular; así que cualquier cambio que notemos en nuestra chinchilla hay que consultarlo inmediatamente con nuestro veterinario de exóticos habitual.

Bióloga acuática, criadora de peces y chinchillas

« Anterior

Breve guía para determinar el espacio ideal que necesitan los peces que quiero tener

La nutrición de una chinchilla. ¿Qué otros alimentos son seguros para darles?

Siguiente »

Deja un comentario

¿Necesitas hacer una consulta veterinaria? Recuerda que tu veterinario de confianza es siempre el mejor profesional para ayudarte con la salud y el cuidado de tu mascota. Pero, desde Tiendanimal siempre queremos ofrecerte lo mejor y para eso contamos con un equipo de especialistas que te asesorarán a través del Servicio de Consultas Veterinarias de nuestra web.