Shih Tzu

Shih Tzu

Los Shih Tzus son unos simpáticos perros peludos con unos grandes ojos y un hocico muy chato. Eran considerados animales sagrados en China. Son una raza muy familiar y cariñosa, aunque con una personalidad independiente y, a veces, algo tozuda.

Historia del Shih Tzu o “perro león”

La raza tiene su origen en China, en la región de Tíbet. Era un perro muy apreciado en la cultura china y estaba muy ligado a la religión budista. En el siglo XVIII el Emperador de China ya contaba con varios ejemplares de Shih Tzu, aunque posiblemente ya existían desde el siglo VII como Lhasa apsos de pequeño tamaño. Pero en 1908 la raza perdió popularidad tras la muerte de la emperatriz Ts’eu-hi, quién los adoraba y tenía más de 100 Shih tzus.

A principios de 1930 la raza volvió a coger popularidad, fundándose 4 años más tarde el primer Club especializado. Ese mismo año la raza se extinguió en China debido a la invasión japonesa. Antes de extinguirse, llegó a Europa a través de viajeros que los traían desde China, convirtiéndose en la favorita de los ricos y sustituyendo a los Lhasa Apso. En 1955 la raza también llegó y se hizo popular en Estados Unidos.

El Shih Tzu procede del cruce del pekinés con, probablemente, el Lhasa Apso, aunque éste último no es 100% seguro. El nombre significa “perro león” en chino, pues se criaron como perros guardianes representando a los leones guardianes chinos y siendo considerados como perros sagrados.

Características físicas de los Shih Tzus

La raza pesa entre los 4,5 y los 8 kg y tiene una altura a la cruz de 20-30 cm. Es un perro de tamaño pequeño, cuerpo alargado y patas cortas, con un pecho ancho. Su característica más llamativa es, sin duda, su hocico achatado (braquicéfalo) y sus grandes y expresivos ojos redondos. Tienen una cabeza redondeada y ancha con orejas caídas, ambas repletas de pelo y con una gran barba y bigotes. La cola es tipo plumero y se enrosca sobre el lomo.

El pelo es largo y liso, con una doble capa que requiere de un mantenimiento constante, ya que crece muy rápido. El manto suele caer recto hasta el suelo y se les recoge el pelo en la cabeza para dejar al descubierto los ojos. También se les puede cortar el pelo muy corto para un cuidado menos tedioso y una mayor comodidad. Los colores son muy variados: gris, blanco con marrón, blanco con negro, tricolor o mezclas de los anteriores con dorado y canela.

A pesar de su pequeño tamaño, tiene un cuerpo robusto y fuerte con patas musculosas, por lo que está preparado para dar largas caminatas.

¿Cómo son los perros de la raza Shih Tzu?

De una cosa no cabe duda: los Shih Tzus son adorables. Pero, además, son cariñosos, sociables y muy leales. Son perros muy tranquilos y equilibrados, podrían pasarse horas y horas tumbados en el sofá, por lo que son ideales para vivir en un piso. Les encanta pasar tiempo con su familia pero son algo desconfiados con los extraños, aunque a menudo cogen afecto a personas fuera del círculo familiar. No son muy sociables con perros desconocidos, pero les gustan mucho los niños.

Son perros alegres y juguetones, con un carácter dulce. No obstante, también son muy independientes y algo testarudos, con una actitud en ocasiones altiva. Los Shih Tzus suelen demandar mucha atención y esto ocasiona que acabemos consintiéndolos. Además, pueden convertirse en perros muy ladradores para conseguir lo que quieren.

Es muy común en la raza la forma de caminar, altiva y con cierta arrogancia.

Problemas de salud

Son perros bastante sanos y no se han detectado enfermedades hereditarias que se asocien a la raza. Sin embargo, pueden padecer infección de ojos y oídos, artrosis, entropión, problemas respiratorios… Los ojos grandes y el pelo que cae sobre ellos puede causar roces e irritaciones; también pueden aparecer úlceras oculares por algún golpe. El exceso de pelo en los oídos puede dar lugar a la acumulación de cera y a otitis externa. El hocico corto hace que sean propensos a los golpes de calor y a roncar. Además, pueden nacer con los orificios nasales demasiado pequeños y dificultar la respiración. Los problemas de espalda pueden surgir con la edad por tener el dorso alargado; es aconsejable evitar los saltos bruscos.

Su esperanza de vida es de 13-15 años, pero pueden llegar a vivir más tiempo si tienen unos buenos cuidados y una buena alimentación.

 

Miriam Zazo
Veterinaria Tiendanimal

Dejar un Comentario

¿Necesitas hacer una consulta veterinaria? Recuerda que tu veterinario de confianza es siempre el mejor profesional para ayudarte con la salud y el cuidado de tu mascota. Pero, desde Tiendanimal siempre queremos ofrecerte lo mejor y para eso contamos con un equipo de especialistas que te asesorarán a través del Servicio de Consultas Veterinarias de nuestra web.