El baño de los gatos

,

Los gatos suelen ser bastante reacios a mojarse, ellos son muy limpios, se acicalan a diario y mantienen su pelaje en buen estado. Sin embargo cada tanto se hace necesario darles un baño, ya sea por grasitud, porque son alérgicos, porque se han manchado con algo o simplemente por acumulación de polvo y suciedad.

La mejor manera de habituar un gato al agua es hacerlo desde muy pequeño. Cualquier experiencia nueva puede ser entretenida para un gatito de pocos meses, de modo que si le das su primer baño en forma de juego, el éxito estará asegurado. Puedes incluir algún juguete en la bañera o hablarle y mimarlo mientras lo aseas.

Cómo preparar el baño para un gato

Antes de comenzar, prepara los accesorios que vas a necesitar: un champú suave apropiado a su edad, un acondicionador si el gatito tiene pelo largo, juguetes que puedan mojarse, una toalla, un secador de cabello si hace frío y una manguera o recipiente pequeño para poder retirar el champú de su cuerpo sin molestar al gatito.

No olvides preparar una sabrosa golosina como premio para después. Es conveniente aplicar un ungüento para proteger los ojos antes del baño. Por último, no olvides que el ambiente debe ser cálido.

Claves para realizar un baño satisfactorio

En mi experiencia es mejor no sumergir al gatito en agua, sino bañarlo en un lavabo donde él pueda pisar y sentirse seguro. Te conviene sostenerlo poniendo una mano debajo de su cuerpo y mojarlo con una manguera para no tener que ubicarlo debajo del grifo a la fuerza. Un truco que resulta muy útil con los gatitos cuando se ponen nerviosos es levantarlos con suavidad tomando la piel detrás del cuello, tal como los llevaría su madre; esto suele calmarlos inmediatamente. Esta técnica puede dar el mismo resultado con algunos adultos, pero prueba con cuidado para que no te arañe.

Moja todo su cuerpo, cuidando de no meter agua en sus oídos, y aplica el champú frotando con tu mano. Lava especialmente sus patitas y la región peri anal, que suelen estar más sucias. Recuerda hacer todo con suavidad, mantenlo siempre sobre sus patas, no lo pongas en posiciones antinaturales que le puedan molestar o asustar. Cógelo sin apretarlo. Una vez que esté bien limpio aclara con agua tibia, pasando tu mano en dirección del pelo para eliminar todo resto de champú.

Una vez que hayas acabado, envuélvelo en una toalla y seca su cuerpo, pero ¡nada de frotarlo vigorosamente! Recuerda que todo debe resultarle agradable para que el próximo baño no se convierta en una batalla campal. Para que el secador de pelo sea lo menos traumático posible, pon al gatito con la toalla sobre tu regazo y échale el aire tibio desde unos 30 cm, para que no se asuste. Ve levantando sus pelitos para que se seque por completo hasta la piel. Puedes hacer esto con tus dedos o con un peine. Si tu gato tiene pelo largo te conviene usar un peine o cepillo para dejar su pelaje bien bonito y que así se acostumbre al cepillado también.

Todos estos pasos se aplican también para un gato adulto. La manera de sujetarlo puede ser un poco más complicada si él no está acostumbrado al baño. Si se inquieta mucho tendrás que tomarlo con firmeza de la parte de atrás del cuello y presionar un poco hacia abajo (¡es difícil explicarlo sin que parezca una crueldad!), mientras lo calmas con caricias y hablándole. Acaba el baño lo más pronto que puedas para no prolongar su malestar. Mantén la calma, pues es muy importante para que puedas controlar al gato sin salir lastimado.

Si el baño resulta demasiado estresante, siempre puedes recurrir a un champú en espuma, una loción limpiadora, un talco de limpieza, perfumes o toallitas higiénicas para evitar pasar por el agua y que aún así tu minino luzca limpio y perfumado.

Dra. Isabel Iglesias

Tiendanimal es la gran tienda online de productos para mascotas. Descubre nuestros más de 16.000 productos en www.tiendanimal.es

« Anterior

Dudas sobre la ley de Perros Potencialmente Peligrosos

Tortugas acuáticas en el estanque

Siguiente »

6 comentarios en «El baño de los gatos»

  1. Hola Isabel tu articulo me parece muy bueno, es una gran ayuda ,tengo un persa de 1 año y dos meses no le he bañado nunca .crees que podría acostumbrarle al baño. o es mejor llevarlo a la peluquería , muchas gracias por tu ayuda

    Responder
    • Hola geni, si tu gatito es dócil puedes intentar bañarle. Ten cuidado con sus ojos y evita que se enfríe. En esa raza es sobre todo muy importante que le cepilles con frecuencia, así no se formarán nudos y mantendrá un pelaje suave y hermoso.

      Responder
  2. Hola Isabel:

    Es muy interesante el artículo y me ha servido de gran ayuda para cuando bañe a mis gatitos de tres semanas. En el artículo dices que cuanto antes se bañen mejor ya que así lo ven como algo normal, pero que edad es la que me recomiendas para empezar a bañar a mis gatitos. Cuando los encontré estaban muy sucios y yo los lavé con una esponja muy escurrida y agua, pero sin ningun tipo de champú. Se quedaron muy limpios y ahora cuando tienen las patitas sucias del arenero, con una toallita de bebé les limpio y luego les seco con una tohalla. No sé si lo estoy haciendo bien. Me gustaría que me orientases.

    Gracias por tu labor.

    Un saludo.

    Mariola.

    Responder
    • Hola Mariola, la edad en que puedes bañar a tus gatos depende un poco del clima y de su personalidad. No los bañes si hay riesgo de que se enfríen ni tampoco si es muy estresante para ellos. En este caso puedes comenzar con la esponja tal como hiciste y una vez que se habitúen, luego los puedes bañar en una tina. No se deben bañar muy seguido, yo diría que una vez por mes es suficiente siempre que no se ensucien con algo que requiera un “baño de emergencia”. Las tohallitas húmedas son perfectas para limpiar sus pies y seguramente no les molesta para nada. Te mando saludos!

      Responder
  3. Un truco muy útil que usamos en mi casa es preparar dos capazos con agua tibia, uno con shampu, para que el baño sea más rápido. Además, en lugar de secador de pelo usan un caloventor dirigido hacia un toallon calentito ideal para una siesta!

    Responder

Deja un comentario

¿Necesitas hacer una consulta veterinaria? Recuerda que tu veterinario de confianza es siempre el mejor profesional para ayudarte con la salud y el cuidado de tu mascota. Pero, desde Tiendanimal siempre queremos ofrecerte lo mejor y para eso contamos con un equipo de especialistas que te asesorarán a través del Servicio de Consultas Veterinarias de nuestra web.